MTB en el centro de Ecuador.

El viernes 17 de julio fue uno de esos días en los que el clima era propicio para salir hacer fotografías, luego de coordinar rápidamente con unos amigos ciclistas profesionales, y definir el lugar donde haríamos las fotos, que es un sitio por donde siempre paso cuando entreno en mi bicicleta, obviamente sin saltar, desde donde tenemos una maravillosa vista de la ciudad de Ambato, el volcán Tungurahua, y parte de los Llanganates. La idea era empezar después de las 16H00, para tener una luz lateral en las montañas de fondo, y como estábamos en el filo de una ladera, teníamos mucha sombra, para lo cual se usó un cabezal de flash Visico 5 HSS que me permitió sincronizar con la alta velocidad de obturación con las que se debe trabajar en este tipo de fotografías donde los movimientos son bastante rápidos.

Es importante resaltar que para lograr mejores resultados en fotografía de deporte, la mejor opción siempre será trabajar junto a profesionales, o con deportistas con gran experiencia en el ramo, ya que esto nos ayudará a obtener movimientos que quizás un deportista amateur no los pueda realizar, y los resultados finales tendrán mejor impacto visual, en especial si elegimos bien el lugar donde realizaremos la fotografía, que en el caso específico de estas fotografías, la idea fue relacionar a los deportistas con el entorno, tanto con el paisaje natural, como con la ciudad y su paisaje arquitectónico.

La velocidad de obturación promedio que se usó fue de 1/2000, con diafragmas entre el F2,2 y el F5,6 y el ISO 100 en la tarde cuando teníamos mayor cantidad de luz, y el ISO 2500 cuando se ocultó el sol, para poder compensar la alta velocidad de obturación con la que se tiene que trabajar en este tipo de fotografías. La potencia del cabezal del flash fue 1/1 en las primeras horas de la tarde con ISO 100 y 1/32 al atardecer con ISO 2500.

La cámara que usé en esta ocasión fue una Sony A7 II, con 2 lentes de la misma marca, uno de distancia focal variable de 28-70 mm F3.5 – 5.6 y un lente fijo 50 mm F1.8 ambos montura E.

El cabezal de flash es uno que estoy probándolo ya durante un tiempo, el Visico 5 TTL / HSS de 400 W de potencia, es un flash inalámbrico con batería incorporada que permite sincronizar el destello con la alta velocidad de obturación que trabaja la cámara en este tipo de fotos. La mayoría del tiempo va muy bien, quizás las únicas desventajas que puedo encontrar es que en ráfaga la potencia del destello no es constante, y muy rara vez el destello no dispara, que son problemas típicos de este tipo de cabezales, que por su costo relativamente barato en relación a los de gama más alta, es un contra no muy importante, en especial cuando trabajamos en entornos controlados, donde podemos repetir las fotografías.

Quiero culminar este texto agradeciendo a la predisposición de los ciclistas: JuanSe Franco, Mario José Jarrín y Suco Dávalos para realizar estas fotografías, por la paciencia y sobre todo por que cada día han hecho del ciclismo parte fundamental de sus vidas.

Gracias por leer y mirar este post, espero poder compartirles muchos más en una próxima ocasión.